“Golden Bride” – SBS (2007)

RESUMEN

Jin Joo es una chica medio coreana medio vietnamita que se casa con un hombre coreano, Kang Jun Woo, para poder ir a Corea en busca de su padre biológico quien la había abandonado. El drama no es solo sobre ella buscando a su padre si no también sobre las diferencias culturales entre ella y la familia de su marido. Hay una gran disputa entre dos familias, Kim y Kang. La rivalidad es más grande entre ellos ya que la madre de Jun Woo solía salir con el padre de Young Min pero la madre de Young Min lo separó de ella. Kang Sae Mi es la hermana de Jun Woo y Kim Young Soo es el hermano pequeño de Young Min. Se quieren casar pero ambas familias se oponen a su matrimonio lo que hace que los dos jóvenes huyan y vivan juntos.

Resumen extraído de Wikia

NUESTRO COMENTARIO

Esta novela produce justo el efecto contrario del que parece que pretende…o quizá es que no lo pretende…vaya duda. Me explico.

En este drama hay cinco tramas relacionadas, o mejor dicho, no son verdaderamente 5 tramas, pero sí cinco parejas, dos principales y tres secundarias. De las tres parejas secundarias, dos son totalmente prescindibles, lo que me reafirma en mi convencimiento de que no hay historia que aguante más de 30 capítulos y cuando aguanta más es a base de meter relleno, que alarga la historia pero no el interés.

La historia está estructurada alrededor de dos familias, una rica, los Kim, y una pobre, los Kang, que están interconectadas de todas las formas posibles. En el pasado, la madre de la familia rica le quitó el novio, ahora su marido, a la madre de la familia pobre. Por supuesto, las dos mujeres, amigas del colegio, parece, no se soportan. Las dos familias son de esas familias coreanas que se quieren pero que desde nuestro punto de vista, o más concretamente, el mío, son insufribles, invasivas, metomentodo e inaguantables. Cuando la acción avanza un poco, ese sentimiento de agobio se alivia un poco, pero eso de que todo el mundo opine, se cuele en las habitaciones sin llamar y te digan en todo momento qué hacer y qué pensar no se elimina enteramente. Después de todo, no parece que a ellos les moleste sino que lo encuentran de lo más natural.

La familia pobre, los Kang, que tienen una fabrica de pasteles de arroz con serias dificultades economicas, está formada por los padres, dos hijas y un hijo y la hermana solterona del padre, a la que un novio dejó abandonada en la puerta de la iglesia (o del juzgado, ya me entienden). El hijo, nuestro protagonista, Kang Jun Woo, tenía una novia que se fue a estudiar a los EEUU. Una vez allí le escribió para dejarle y cuando él fue a visitarla para que le explicara las razones, ella, para quitárselo de encima, le denunció a la policía diciendo que era espía o algo así, por lo que Jun Woo acabó con sus huesos en una cárcel americana, donde estuvo unos tres meses hasta que le liberaron. Como resultado del terror que pasó allí, Jun Woo está enfermo con un trastorno obsesivo compulsivo y no puede salir a la calle ni aguanta estar rodeado de gente (como el protagonista de “Protect the Boss” pero por un motivo un poco menos traído por los pelos).

Cuando empieza la historia, Jun Woo, un chico al que se le auguraba un futuro brillante de lo listo, guapo y buen estudiante, lleva tres años enfermo y su madre, no se sabe ni por qué ni por qué no, decide que la única forma de curar a su hijo es casarle (¿¿¿???) y como no hay chica coreana que quiera cargar con el tema, se va a Vietnam a encontrar una esposa, algo que parece que hacen muchos hombres coreanos (incluso leí un comentario sobre esto en el New York Times) igualito a las caravanas de mujeres que se organizaban u organizan aquí, pero algo que sólo hacen los hombres coreanos que en su sociedad consideran incasables, por feos, por pobres o por cualquier otro defecto de esos que abundan en la superclasista sociedad coreana. Digo eso para dejar claro que, en circunstancias normales, un hombre como Jun Woo jamás habría necesitado utilizar ese recurso.

En Vietnam, la madre de Jun Woo va a una agencia donde trabaja Nguyen Jin Joo (o sea, la chica trabaja allí, no es una de las clientas que buscan casarse con un coreano para salir de la pobreza y la indigencia…o simplemente salir de un país pobre). Jin Joo es hija, digamos extramatrimonial, de una mujer vietnamita y un hombre coreano que las abandonó al año de nacer ella. Como consecuencia de ser “mestiza” a Jin Joo le han hecho la vida imposible sus compatriotas. Jin Joo y su madre trabajan a salto de mata en lo que pueden y ella especialmente hace lo que haga falta porque intenta conseguir dinero para operar a su madre que se está quedando ciega. La madre sigue ciegamente, perdonen el chiste, enamorada del hombre que la abandonó, de forma que cuando el oftalmólogo les dice a las dos que le quedan menos de dos años de ver, lo único que lamenta la señora es que nunca más volvera a ver a ese hombre, y por eso Jin Joo decide casarse a distancia con un coreano para poder ir a Corea a buscar a su padre y que su madre le pueda ver antes de no ver nada en absoluto. Ese hombre resulta ser Jun Woo.

En el caso de la familia rica, hay varios conflictos. Por un lado, la madre (la robadora de novios), consiguió su propósito fingiendo estar embarazada por lo que el padre tardó bastante tiempo en olvidar a su novia. Como consecuencia de esa insatisfacción el padre abandonó a la familia durante dos años y luego volvió. Desde que volvió, el padre se ha dedicado en cuerpo y alma a su familia y es extremadamente cariñoso con su mujer, que le adora, pero que se quedó tocada del ala por ese abandono y está rayada, y ha rayado al hijo mayor, repitiéndole hasta el cansancio que no cometiera el error de casarse con alguien que haya amado antes a otra persona. El hecho de que no es que el padre hubiera engañado a la madre sino que fue la madre la que utilizó malas artes para que el padre se casara con ella, incluso queriendo a otra, no se menciona y parece que eso sólo le parece mal a la madre de la familia pobre. Una de esas cosas de las novelas del “quiero que sea mío sea como sea” y luego vas y te molestas porque el tío te aguanta pero no te quiere. Que conste que en este caso el padre sí parece que la quiere…y desde luego, la aguaaaaanta, porque la señora es guapísima, guapísima, pero más que pesada.

El hijo mayor de esta familia, que se llama Young Min, se casa con una chica que parece que es la chica perfecta, que se llama Ok Ji Young, a la que conoció haciendo un master de dirección de empresas en Chicago. Ji Young es de buena familia, lista, educada…Lo que él no sabe es que la chica guarda todo tipo de secretos, uno de los cuales es que sí que tuvo un novio en el pasado, que resulta ser nuestro Jun Woo, o sea, Ji Young es la novia que denunció a Jun Woo e, indirectamente, le causó la enfermedad. Posteriormente, averiguamos que, encima, la razón de que dejase a Jun Woo es que éste no tenía suficiente dinero y aunque Young Min es buenísimo y una monada también, en un principio le eligió por ser rico.

Para terminar de liarla parda en las interconexiones familiares, el hijo pequeño de la familia Kim, Young Soo, conoce por casualidad y se enamora de la pequeña de la familia Kang, Sae Mi. Las otras dos parejas, la de la hermana mayor de los Kang y la tía soltera tienen interés cero patatero, así que no hablaré de ellas.

Planteada así la historia, nos encontramos con que Jin Yoo aterriza en Seúl y aunque descubre el pastel de la enfermedad de Jun Woo, decide quedarse a ayudarle, aunque todavía me pregunto de dónde se sacan que una desconocida, por muy esposa que sea, podía ayudar al chico a curarse. Como esto es ficción, resulta que sí, que lo de la esposa es superefectivo.

Cuando los dos chicos se casan, Jun Woo, le propone a Jin Joo que sean un matrimonio sólo de nombre, y no se entiende por qué a Jin Joo le molesta tanto la propuesta ya que ella supuestamente ha ido a Corea a encontrar a su padre. En realidad, a cualquier chica le molestaría que un hombre tan mono como Jun Woo le diga que no quiere nada con ella, ya me entienden, pero en las blancas historias coreanas eso de que tengas ganas de meterle un tiento al muchacho como que no se lleva, así que es inexplicable que le moleste. Jin Joo, que es buenísima, insiste, insiste, hasta que poco a poco Jun Woo se va curando y Jin Joo se va enamorando. En una discusión, los padres (y toda la familia) oyen a Jun Woo diciéndole a Jin Joo que no la quiere y que nunca la va a querer y deciden que la mejor solución para este “problema” es que…pásmense, tengan un hijo. O sea, Jun Woo tiene que querer a Jin Joo sí o sí, y si no la quiere, que se aguante y así, si tienen un hijo, no le quedará más remedio que aguantarse. Todavía, 60 capítulos después, estoy sin palabras. Total, que los padres descubren que el matrimonio no se ha consumado y montan un escándalo de no te menées diciéndole a Jun Woo que cómo es posible que no la quiera, con lo que ella le quiere y las cosas que ha hecho ella por él…como si el agradecimiento y la lástima fueran un motivo válido para enamorarse de alguien. Aquí, por otra vuelta de tuerca a la incredulidad, resulta que sí, y que Jun Woo, recordando todo lo que Jin Joo hace y ha hecho, se enamora.

En esta primera parte, nos dan a entender que, aunque la familia de Jun Woo es buenísima, buenísima con Jin Joo, el hecho de que ella sea, para empezar, extranjera y, todavía peor, del sudeste asíatico, es una vergüenza. Como si su hijo se hubiera tenido que casar con una cucaracha. Podríamos pensar en su comportamiento (y en el de todo el mundo alrededor) hay una crítica encubierta del racismo de la sociedad, pero no se lo crean porque puede que lo parezca, pero no lo hay. Tampoco se crean que de verdad hay ningún intento de contraponer las costumbres coreanas con las vietnamitas, ya que en esta historia sólo las peculiaridades coreanas tienen cabida e importancia, en un sentimiento de superioridad y de leve (a veces no tan leve) condescendencia (agravado por la ignorancia) por los “oscuros” vecinos del sur. No estoy diciendo que en esto los coreanos sean distintos a nosotros, porque los españoles somos también una mezcla explosiva de exaltación de las más tontas costumbre patrias adobadas de complejo de inferioridad, pero no porque los coreanos no sean los únicos el asunto es más aceptable. Eso sí, en lo que sí hay diferencia es en que, en Europa y en EEUU, esos sentimientos y opiniones, aunque se tengan, se ocultan y no se habla de ello tan abiertamente.

Si de verdad hubieran querido criticar el racismo no deberían haber elegido a la vietnamita más paleta de todo Vietnam. Al elegir a Jin Joo, sin embargo, que no sabe nada de nada, las críticas al “desigual” matrimonio entre Jin Joo y Jun Woo se diluyen porque es verdad que ella es una chica buenísima, que le quiere a morir de la manera más tierna, pero es que es inusualmente paleta e incluso cometen el error de decirnos que Jin Joo no está acostumbrada a una gran ciudad ni al tráfico, cuando en el principio hemos visto que Jin Joo vivía en Ho Chi Min City, ciudad que cualquiera que haya visitado Vietnam sabe que es una ciudad enorme con un tráfico infernal, y como si no recordáramos que allí Jin Joo conducía una moto en ese mismo tráfico. Desde el momento en que llega a Corea, Jin Joo parece recién aterrizada del campo. Dado que, entre los mismos coreanos, ser de clase social distinta o de niveles de educación distintos es un obstáculo insalvable para el matrimonio, el hecho de que a todo el mundo ese matrimonio les parezca algo sorprendente, en el mal sentido, es suficientemente explicable, y los comentarios sobre lo “morenita” que es y lo extraño que resulta que Jun Woo se haya casado con una “inferior” se quedan en eso, en comentarios, sin mucho reproche que digamos.

A lo que íbamos, Jin Joo y Jun Woo se enamoran. Él encuentra un buen trabajo gracias a la recomendación de una antigua compañera de universidad, que siempre ha estado enamorada de él. Cuando a Jun Woo le empieza a ir bien, las diferencias de clase se acentúan. La compañera de trabajo le dice a Jin Joo varias cosas y la regaña cuando le parece que Jin Joo hace lo que no debe. Aquí volvemos a dudar sobre las intenciones del guionista, porque ponen en boca de esa chica lo que todos pensamos, o al menos lo mismo que pienso yo, que Jin Joo es una plasta, que no para de llamar al marido y hacer cosas que, a cualquiera que las viera en un entorno de negocios, le daría vergüenza ajena, como presentarse en el hotel donde él está trabajando o montar un pollo con una relación de negocios (por mucho que la señora sea una grosera y una nazi), pero las ponen en boca de una chica que, por un lado, está enamorada de Jun Woo, y por otro, no es amiga de Jin Joo como para darle consejos y llamarla al orden, así que me pregunto si a los guionistas les parece bien o mal que alguien le diga a Jin Joo lo que le dicen y si estarán o no de acuerdo en el hecho de que hacer eso está mal. Cuando, además, ante cualquier metedura de pata, incluso ante cualquier comentario de Jun Woo, que no es que sea el marido perfecto, es el marido perfectísimo, lo único que hace Jin Joo es llorar, es que acabas de su llanto ante la coronilla. No te explicas por qué Jun Woo no la estrangula y la tira al río.

A mí es que Jin Joo no me acaba de caer bien, no sólo porque sea una pesada que no para de llorar y que exagera constantemente su patetismo de niña abandonada, es que me parece que la actriz lo hace mal, actúa mal, llora fatal y hace unos gestos que parece un mico. Como además le tiñen la cara y no sé que le hacen para exagerar el componente y las diferencias raciales, el resultado es que la chica es idéntica al mono Amedio, el de los dibujos animados esos “De los Apeninos a los Andes”, el mono de ese niño, Marco, que buscaba a su mamá, por lo que cada vez que la veía no paraba de pensar en esa canción de “Mi mono, Amedio y yoooo, pasamos mil aventuuuras, buscando a mii mamaaaa”, lo que me distraía una barbaridad.

Mientras todo esto ocurre, en la familia rica tienen sus propios problemas en los que la posición de los guionistas es más que vidriosa. Tenemos a Ji Young, supuestamente la mala, remala, que no sólo ha dejado lisiado a nuestro héroe, que cada vez que se encuentra con él se pone histérica y le dice las perrerías más indescriptibles, sino que se ha casado con el buenísimo Young Min por dinero. Pues resulta que, una vez casada, Ji Young parece una chica normal, que después de haberse dejado las pestañas estudiando, no se resigna a ser ama de casa y a acompañar a su suegra un chorro de ocupaciones en las que pasan la vida las mujeres ricas y ociosas, que no se pueden imaginar qué rollo repollo de ocupaciones, por lo que se rebela y se monta un drama familiar. Bueno, primero se monta un drama familiar porque una de las cosas que Ji Young no le había contado a nadie es que ella, en origen, sí que era de buena familia, pero cuando su padre se murió, su madre, una irresponsable, se gastó todo el dinero, el propio y el de la hija, y acabó con sus huesos en la cárcel por fraude. Cuando la familia Kim se entera, la suegra pone el grito en el cielo e insiste en que el hijo y la nuera se divorcien. A partir de ahí, la relación de Ji Young con su suegra es un infierno, porque la suegra no la deja en paz. En muchas ocasiones, para evitar el conflicto, Ji Young le miente a la suegra en vez de decirle que se vaya a la porra, algo que en las familias coreanas no se puede hacer, pero cuando la pillan en el renuncio, se monta otro conflicto familiar. Cuando dice que quiere trabajar fuera de casa, el marido se niega, hasta el punto que uno se pregunta que para qué se habrá casado con una chica que hacía un master en los EEUU, cuando lo que quería era una esposa que hiciera kimchi y se entretuviera en clases de protocolo.

Aquí, lo que todos esperaríamos es que Ji Young fuera cada vez más mala, ya que se trata de una nuera mentirosa, interesada, desobediente y encima que no quiere ser ama de casa y madre en la vida, pero los guionistas nos vuelven a confundir, porque nos enseñan que: 1- La razón de que Ji Young sea tan interesada es que, a la muerte de su padre, tener esa madre y que esa madre la dejara en la puñetera calle le produjo, por un lado, una profunda inseguridad, que la llevó a dejar un novio al que parecía querer y a elegir a Young Min por una cuestión de supervivencia, y por otro, viendo lo inútil que era su madre, incapaz de salir adelante sin un hombre, decidió que nunca más iba a estar así de indefensa, o sea, de alguna manera lo justifican. 2.- Cuando Young Min dice que no quiere que trabaje, Ji Young, que a esas alturas ya le quiere mucho, al principio lo intenta, pero la vemos languideciendo ojos vistas, desesperada de aburrimiento, intentando ser lo que no es, hasta que se pone físicamente enferma de pura desesperación.

De verdad, de verdad, lo peor que tiene Ji Young es lo que miente a Young Min, incluso cuando es evidente que le podría decir la verdad, y el hecho de que maltrata a Jun Woo y jamás tiene en cuenta lo que éste piensa y lo que pueda sentir, pidiéndole favores y que saque la cara por ella (con el peor tono y los peores modales que se puedan imaginar), como si encima él le debiera algo a ella. No se preocupen que, como Jun Woo es perfecto, todas las veces la pone adecuadamente en su sitio. A pesar de que Ji Young debería ser un horror para los estándares coreanos, los guionistas la miran con mirada benévola e incluso su final, y el de Young Min, es un final abierto.

Para redondear el drama, otra vez con cosas inexplicables, volvemos a la búsqueda del papá de Amedio, no perdón, el papá de Jin Joo. Recordemos los hechos, el padre de Jin Joo la dejó abandonada a ella y a su madre cuando ella tenía un año (hace 20). A pesar de dejarla cuando tenía un año, el señor nunca la reconoció y cuando se fue, mando dinero los primeros seis meses y luego nada, silencio total. En un principio, la razón de que Jin Joo quiera encontrar a su padre es que su madre le quiere ver antes de quedarse ciega. Sin embargo, en cuanto llega a Corea, supongo que en el mismo proceso en el que Jin Joo se apaleta progresivamente, Jin Joo empieza querer encontrar a su padre por ella misma, para conocerle, para verle, para decirle, tócate las narices, “mírame Papá, no te preocupes por mí porque he vivido bien y estoy bien”. Por el tono en que lo dicen, asumo que no es que quiera añadir “he vivido bien no gracias a ti hijo de perra” con perdón de la expresión. Le buscan y le buscan, siguiendo las poquísimas pistas que el señor dejó, y por las pistas, los espectadores vamos descubriendo que el padre de Jin Joo es, nada más y nada menos, que el padre de la familia rica, los Kim, aunque las fechas no casan con la edad de nadie ni con nada de lo que hemos visto. El señor ni siquiera tiene la excusa de ser pobre para no haberse ocupado de su hija y la madre de su hija, que han vivido en la indigencia (parece que les mandó bastante dinero que se quedó un defraudador, pero como no se molestó en saber qué era de ellas, nunca se enteró que el dinero no llegó a su destino). Cuando el señor descubre que Jin Joo es su hija, intenta ocultarlo lo más que puede, hasta que se descubre el pastel y….otra vez drama. Su mujer le deja, esta vez por motivos justificados, uno de los cuales es que abandonar un hijo y no querer saber nada de él es de ser un desalmado.

Nos dan a entender que eso de que los hombres coreanos (y los de todos los sitios, pero en este caso los coreanos) dejen regados chicos en Vietnam es una ocurrencia frecuente, hasta el punto de que los hijos de coreano y vietnamita tienen un nombre, supongo que con algún componente despectivo. Esto, más o menos, lo critican a medias, pero sólo a medias por esas cosas de los coreanos de la espesura de la sangre y los lazos paternofiliales que obligan a que uno le tenga que perdonar todo a un progenitor, haya hecho lo que haya hecho. Por lo menos, el Sr Kim hace acto de contrición y crea una ONG para ayudar a todos los niños mestizo de coreano y vietnamita, unos parias en Vietnam.

Por supuesto, el hecho de que el Sr Kim sea el padre de Jin Joo, es un obstáculo para el amor entre el hijo pequeño de los Kim, Young Soo, y la hija pequeña de los Kang, Sae Mi, esta vez por un motivo explicable, que es que si Young Soo, y también Young Min, aceptan tratar a Jin Joo como si tal cosa, y si la familia Kim y la familia Kang emparentan, la madre de los Kim tendría que tratar a la hija adulterina de su marido sí o sí (ya saben eso de que en las bodas coreanas, y de algún modo, en las de todos los sitios, se casan las familias). A pesar de todo, todo acaba bien y colorín colorado.

LO MEJOR

Jun Woo es monísimo y es un hombre recto y decente. Las escenas entre Jun Woo y Jin Joo (en las que ella no llora), son monísimas, porque es que él se monda con ella y ella le quiere de la manera más tierna. Esa parte es bonita. También me gusta mucho la madre de Jun Woo, una mujer osca, que al principio te cae mal por lo bruta que es con el marido, pero luego te vas congraciando con ella, por lo buena que es y porque sabe reconocer sus errores.

Aunque no acabe de entender de qué va, me gusta que los guionistas intenten comprender a Ji Young y que ésta también acabe aprendiendo de sus errores sin por eso volverse una blandorra babosa.

LO PEOR

Que no acabo de entender de qué va, o ni siquiera si va de algo.

Lo comprensivos que son todos con los hombres que no se hacen cargo de sus acciones, ni de sus errores. No es que sea nada nuevo, ni nada que sea fácil de evitar desde que el mundo es mundo, pero que sociedades presuntamente civilizadas sigan en las mismas es desalentador.

El actor Song Chang Ui toca el piano y canta bastante bien pero en dos ocasiones le hacen cantar en unas escenas requetesuper cursis, con piano blanco y velitas o bombillitas escribiendo “Love” que son directamente de carcajearse.

REPARTO

Lee Young Ah as Nguyen Jin Joo
Song Chang Ui as Kang Jun Woo
Choi Yeo Jin as Ok Ji Young
Song Jong Ho as Kim Young Min
Kim Hee Chul as Kim Young Soo
Han Yeo Woon as Kang Sae Mi
Kim Mi Sook as Jung Han Sook (Jun Woo’s mother)
Kang Shin Il as Kang Woo Nam (Jun Woo’s father)
Hong Eun Hee as Kang Won Mi (Jun Woo’s older sister)
Kyeon Mi Ri as Yang Ok Kyung (Young Min and Young Soo’s mother)
Im Chae Moo as Kim Sang Il / Richard Kim (Young Min’s father)
Park Mi Sun as Kang Koon Ja (Woo Nam’s sister)
Kim Kyung Sik as Heo Dong Gu

Fill out my online form.

Comments

  1. 매기는 정말Maggie Chongmal dice:

    Esta reseña viene perfecta para explicar el refrán aquel que versa ” cada cual pinta la feria según le fue”.

    A mi esta novela me pareció deliciosa en su mayor parte, salvo en lo referente a las dos hermanas Kang; al principio ya que de la mitad hacia adelante, la de la benjamina se compone un poco, la de la otra; ¡pobrecito! todo el elenco -hermana, marido de la hermana brugra de la hermana. “Brugra: Dicese de suegra coreana y bruja que vienen siendo sinónimos”- que interpretó esa parte pero si les dieron una labor bien odiosa, intentar alivianar la intensidad de la trama mediante gracejas insulsas y bastante rebuscadas. Uséase relleno burdo de ese de todo a cien.

    Yo asistí a una relación que empieza por un ataque de celos (A la señora Kang le toca mucho la moral que la señora Kim vaya a celebrar un fausto himeneo y que ¡encima! tenga el cuajo de invitarla a ello) La madre Kang que lleva tragando bilis la friolera de un poco más de 30 años desde que su chingu le robó novio e ilusiones no se aguanta eso y por no ser menos que nadie, ¡ala! allá que va a la feria del mercado (Ho Chi Min)a hacerse con una damisela que no le ponga mucho pereque al tema de que su hijo por las “artes de una pérfida mujer” no sea capaz de hacer otra cosa que tallar figuras de madera sin rostro. Hay intereses de por medio, claro que si, una que está hasta las mismisimas napias de ser menospreciada por lhaitno y que encima su mamá no haga más que lamentarse y llorar por las esquinas por Richard Kim que se fue prometiendo volver; pues eso, ustedes necesitan un palo que les aguante la vela y yo necesito estar allá para dar con el cafre que me engendró. Dos y Dos más claro el agua.

    Que si el próximo a ser marido, sufre por no poder ayudar al sustento familiar, qué si ve hasta que punto fue capaz de llegar su mamá para ayudarlo a salir de esa cárcel del alma donde lo desterró la cretina aquella que lo ninguneó desde Chicago…en fin que se casan dos extraños, pero, y este “pero” es relevante, la novela nos permite asistir a como se va forjando una relación sólida en base a conversaciones que son generosas dentro del campo de la telenovela. Esta pareja salva obstáculos y reconoce el esfuerzo que está haciendo el otro y ahí de poco en poco, se enamoran.

    El contrapunto está en la otra pareja de recién casados donde lo que falla desde el primer momento es exactamente eso, la comunicación. Este contrapunto va mano en mano toda la novela entre las dos parejas, ya que a la nueva señora Kim le ponen la zancadilla cada vez que ella quiere desenvolverse en el campo para el cual estudió y a la nueva señora Kang, le aplauden que quiera salir a forjarse como mujer capacitada para hacer otras cosas distintas a fregar y hacer camas; es más le dan los medios para que sea empresaria, cosa que al cabo del tiempo repercute en la economía familiar…en definitiva, una pareja que sale a flote solvente y una pareja que hace aguas y termina hundiéndose irrefrenablemente.

    Yo nunca vi a una paleta metiendo la pata sistematicamente, lo que si vi fue a una trepadora sin escrúpulos que volvió a rondar a su sunbae cuando se enteró que otra vez estaba sanote guapote y con futuro. Como bien le dijo Yinyú ¿Si tanto lo querías y lo quieres…donde estuviste estos 3 años que él necesitaba a la gente con él?

    También me pareció que es una novela que hace una denuncia muy concreta a un hecho que es bastante tangente en la sociedad coreana; muy al estilo de lo que hicieron en Best Love con lo del acoso de los netizens a los famosos. Aquí pusieron sobre el tapete la xenofobia que les aqueja, el turismo sexual y la compra de mujeres por todas las razones que Marta ya dijo antes.

    En definitiva que si es verdad que a la actriz la disfrazaron de miquito Amedio que se fue a buscar a su papaaaa pero a mi no me sacó tanto de contexto y realmente la disfruté.

  2. MartaH dice:

    Huy Maggie ¿Por la trepadora sin escrúpulos te refieres a la compañera que le recomienda? Para mí era una estirada, pero no una trepadora. Y es verdad lo que le dice Jin Joo sobre dónde había estado los tres años, pero ¿ayudar a una persona y que ésta te esté agradecida es motivo para que alguien esté enamorado? El caso es que Jun Woo sí está enamorado, e intenta demostrarlo de todas las formas que puede, y no le molesta que Jin Joo sea una paleta, pero eso de que ella esté todo el rato preguntado ¿no me abandonarás como me abandonó mi padre? es uno de los intentos más torpes de generar lástima y si en vez de ser la protagonista lo dijera la mala de la película nos parecería totalmente manipulador. Aquí supuestamente nos tiene que dar lástima.

    Menos mal que, llegados a un momento, Jun Woo se pone un poco serio con Jin Joo y sus patatuses por los motivos más nimios, pero incluso al final, cuando la invita a ir a Turquía, la pelmaza le sale con que no puede ser feliz, 4 años después, mientras la cuñada no arregle el tema con el noviecito. ¿Cuántas más excusas tienen que buscar para seguir sufriendo e ir dando pena?

    Y en lo que dices ¿no te parece que es injusto que a una le pongan la zancadilla y a otra le aplaudan que quiera estudiar? La diferencia está en que la primera quiere estudiar por ella misma, en una profesión de hombres…y la segunda quiere estudiar por ser digna de su marido…en una profesión de mujeres.

    Pero aún así, a mí me parece que en el “matrimonio que hace aguas”, algo en los guionistas les hace defender a Ji Young, si no ¿a qué viene que cuando se encuentran él le diga que si la puede llamar y que el acompañante de ella le diga que le parece que su ex marido sigue enamorado de ella? Este es el único caso en el que creo que quieren decir algo, que hay muchos tipos de mujeres y no todas tenemos que estar cortadas por el mismo patrón, pero no está muy claro el mensaje.

    Y en cuanto a las críticas sobre la xenofobia, creo que es más visible a nuestros ojos que a los suyos. Incluso en el episodio de la nazi de la directora, ni siquiera Jun Woo menciona que es un sentimiento de desprecio racial, sino que le dice que es un problema específico de Jin Joo como persona. O sea, no lo critican, somos nosotras las que vemos algo reprochable y creemos adivinar que lo critican, porque desde luego, abiertamente, no lo critican en ningún caso. Ni siquiera en el programa de televisión cuando se habla de la cantidad de chicos mestizos en Vietnam se cuenta desde el punto de vista de la irresponsabilidad de los padres, sino del racismo de los vietnamitas que discrimina a estos chicos, o sea, parece que el problema es de Vietnam únicamente. Hasta en el caso del padre de Jin Joo, justifican que tuviera esa hija fuera del matrimonio en el hecho de que era muy infeliz por haberse casado contra su voluntad, que esa es otra, en toda la historia lo que le reprochan a la Sra Kim es que le robara el novio a la amiga, no lo que le ha hecho a ese hombre. Después de todo, le quería tanto que le cazó como a un corzo, y lo único que es reprochable es quitarle la propiedad a otra mujer, porque cazar a los hombres es un deporte legítimo.

    POr no criticar, ni siquiera critican que la tía abuela Kim no quiera enseñar a Jin Joo a hacer pasteles de arroz (algo que debe ser de la sagrada tradición coreana, algo digno de veneración) porque es extranjera y no la ayuda hasta que se entera de quién es hija! En el caso de la madre, cuando se da cuenta de que Jin Joo perciben que se avergüenzan de ella, le da pena el sufrimiento que ha debido pasar Jin Joo, pero no se avergüenza de pensar así. Si Jin Joo en vez de ser una inculta hubiera sido equiparable en cultura y educación a los coreanos, habría estado más claro que los prejuicios que tenían eran puramente raciales y debería haber sido vietnamita, y no mezcla, porque lo que hace que Jin Joo sea medianamente aceptable para ellos es que es medio coreana. Debo decir que, desde luego, Jun Woo se salva y no piensa en ningún momento así.

    Para mí, este drama es bastante entretenido pero parece que va a ser una crítica de algo y se queda en nada. Si de veras quisieran criticar lo del turismo sexual y la compra de mujeres habrían hecho que la chica llegara a Corea, impulsada por las circunstancias, a una casa horrible, no a casa del más guapo y bueno del lugar, porque de esa manera te ponen que está estupenda esa solución para irte de tu casa y escapar de la pobreza. ¡Y esa mujer abandonada durante 20 años, que sigue amando tiernamente al que la dejó tirada? ¿qué crítica hay ahí, si todos los sufrimientos le parecen aceptables debido al amor? Demasiado perdón para mi gusto.

    Al menos, la suegra plasta abandona al marido por haber hecho sufrir a sus hijos, porque la madre de Jin Joo, ¿qué tendría que haber hecho el padre para que no le perdonara? No, si al final, las vietnamitas deberían estar agradecidas de que los coreanos vayan allí a hacerles hijos y a dejarlas tiradas con los churumbeles.

  3. 매기는 정말Maggie Chongmal dice:

    A esa misma Marta, lo recomienda, le da las preguntas del examen para que si o si lo cojan, una vez dentro hace todo lo posible que el trabajo le ponga zancadillas a la estabilidad matrimonial, llegando a posponer una reunión fuera de Seul para pasar a solas y poder seducir a Yunúshi el día de su cumpleaños… es insidiosa y metomentodo y se las ingenia para que los trasladen a ambos a New York.

    Es verdad que el agradecimiento no conlleva enamoramiento, pero es que ellos dos pasaron muchas cosas juntos y siempre siempre hablaron de todo. Así que como se dice, el roce hace el cariño, agradecida está la familia, él simplemente agradece haber padecido lo que padeció porque eso le permitió conocerla a ella.De verdad que yo no me acuerdo que Yinyú llorara siempre, y solo le espetó una vez lo de “tu me vas a abandonar como antes lo hizo mi padre” Es más lo que yo la vi fue levantarse una y otra y otra vez a luchar por su objetivo…Hasta cuando su tía abuela la mandó al campo de arroz a recogerlo a mano.

    Referente a la señora Kim, brugra de Ji Young, si te das cuenta fue la única que tuvo palabras amables para Yinyú, disculpando la bajeza que cometió con ella su marido…Bueno y Ji Young también supo reconocer la valía de la “petnamita”…en fin!!! =0)

  4. Marta Hernández dice:

    Probablemente, el problema es que yo esperaba más crítica, y no la vi por ningún lado.

    Y respecto a la chica-amiga, también probablemente, es que a mí me gustaba más la mala que la esposa, porque cuando JinJoo hace lo que hace en el tema oficina yo sentía tanta vergüenza ajena como la mala…y créeme que lo de que “me vas a abandonar…” lo dice varias veces. Como mínimo, tres, si no son más.

    Como contrapunto, te diré que sí que me gustaba que hablasen tanto, y que ella le preguntara cada vez que tenía una duda, sin estarse reconcomiendo con las dudas, pero es que era taaan dependiente. Con decirte que me producía agobio hasta que le estuviera esperando en la calle a que volviera del trabajo…

  5. 매기는 정말Maggie Chongmal dice:

    Vale, se quedaron cortos al hacer una denuncia un tanto diluida, pero también date cuenta que es un país que a la mínima brinca por cualquier cosa. Si cuando New tales of the gisaeng se vieron inmersos en varios contenciosos con distintos gremios como el de los taxistas etc etc, o ahora con K2H están todavía con comentarios incendiarios porque la parejita tuvo sexo prematrimonial (qué ríete tú de lo que fue aquello) Para hacer una denuncia más seria…si creo que aun se están echando cruces con lo del caso Heines y la cara dura del primer ministro que salió a decir que solo a los mestizos paridos en burdeles o cuarteles expatrios que triunfen allende los mares se les debe considerar estirpe coreana, así sean un poquin negrines

  6. Marta Hernández dice:

    De cualquier manera, un drama interesante de ver (con el avance rápido eliminando a las hermanas).

    Después de Boku, estoy con Padam Padam, que me está encantando.

  7. yoogal dice:

    Gracias por los comentarios, chicas. Cuando la vea ya podré comentar algo. Solo decir que leyendo el comentario me recordó a lo que le pasaba al niño hijo de uno de los hermanos en Ojagkyo Brothers. Era también mitad coreano mitad ¿filipino? (anda, que se me ha olvidado) y como era morenito algunos lo miraban mal. Al final logró integrarse aunque para mi ayudado porque el niño era inteligentísimo cosa que parece que los coreanos valoran muy mucho.

    Y bueno, mientras espero los subs de K2H que ya están tardando estoy viendo Brain, que hay que ver lo bueno que está el segundo. Omaa! Aunque por ahora el personaje que más me interesa es el prota. Muy buen actor este hombre.

  8. Marianella dice:

    Bueno, pues ya tenemos dos puntos de vista distinto para ayudarnos a decidir si ver este drama ono. Yo lo empecé hace un tiempo y lo dejé para más tarde porque se me había cruzado algo mejor en el camino. No sé todavía que pensar, salvo que el principio me parecía un poco lento (pero vamos que todos los dramas de más de 30 capítulos tienen un principio leeeennto, entonces eso no es nada nuevo). Supongo que veré qué tan bueno o malo es, pero ya el tema de diferencias culturales (como lo quieren llamar los coreanos, pero que es algo más del estilo de desprecio de otras nacionalidades o de racismo)no me gusta mucho. Bastante tuve con el niño en Ojakgyo.

    Marta, espero el del japonés, que ese lo he visto hasta la mitad y me gustaba. Después he leído por ahí que el final decepciona, y me entró miedo. Todavía tengo que terminarlo. En cuanto a Padam pues ya sabes me encantó. Esperaré a ver lo que piensas.

  9. María Luisa dice:

    Marta, lo que me he reído con lo del mico Amedio. Entre a investigar sobre la actriz y me lleve la sorpresa de que ya la he visto, en el panadero e Iljimae, pero no le veo parecido con la chica del poster, ¿será ella? Si es ella, se ve que le hicieron muchas cosas en la cara, que no se parece para nada a la Lee Young Ah que conozco.

    Esta interesante el punto de vista tanto de Maggie como de Marta, así que aquí me tienen en una encrucijada, ¿ver o no ver?

    Marta estaré esperando el comentario de Padam Padam.

    Saludos a todas chicas.

  10. 매기는 정말Maggie Chongmal dice:

    Aquí espero el comentario de padam padam, me voy a meter en los ratos que twinkle me saque de mis casillas con Ojakgyo; Boku me desconcertó un rato largo y eso que solo son 10 capítulos…a ver si la termino para antes de que salga el comentario.

    A no sé chicas si se animan a ver GB y no está en dd y el torrent se tarda mucho me dicen y la empiezo a subir a la nube o a media fire…

    Marta, a mi me pareció que todas las metidas de pata de la chica de Petnam en la oficina, eran propiciadas por la lagarta aquella, que no se medía y robaba el móvil, interceptaba mensajes, desaparecía llamadas a voluntad. En fin que mucho respeto por la vida privada del “oscuro objeto de sus deseos” tampoco es que tuviera… fue interesante ver que en la sociedad coreana también se dan casos de esas robamaridos sin escrúpulos…en fin que a Yinyú casi le pasa igual que a Han Sook treinta años atrás, lo que nos lleva a pensar que todo es cíclico y no queda nada por inventar…

    Lo cual me lleva a comentar haciendo un inciso grande, que la nueva serie en la que va Su Ae es una copia exacta de aquella chilena (que ya versionaron creo que en Colombia) la de la chica muy pobre que jura llegar a casarse con el presidente de la república… no me acuerdo muy bien como se llama pero puede ser Primera dama. Con esta ya van dos que veo que tomaron prestadas ideas de latinoamérica, la otra fue la de Doña Beija que en Corea se llamó “The empress” o algo así =0)

  11. yoogal dice:

    Sí, Maggie, la sinopsis puede ser igual o parecida aunque según leí el drama va a ser la adaptación de un famoso manhwa (comic) coreano. También si nos ponemos a pensar esa que anuncian aquí “Pobres Rico” es superparecida (sobre el papel) a Smile, you. Estoy contigo en que queda poco o nada por inventar, lo original es la forma de contarlo.

    No he visto la de Boku, me dio palo bajarla porque creo que mag dijo que el final era decepcionante.

    Padam Padam sí la he visto, me esperaré al comentario de uri sunbaenim para comentar.

  12. Elena dice:

    Hola que risas con el mono amelio ,jajaj no se si la vere pero si la veo seguro estare riendome todo el rato rcd ese comentario ,jaja
    Una pregunta los sub en español de Padam Padam donde lo consigueron porque donde yo los cojia se estanco en el cap 11 y no hay forma de que avance con tanto lio.

  13. MartaH dice:

    Maria Luisa, la chica sí que es la del panadero, pero está irreconocible, y ni siquiera se parece a la chica de la publicidad de la novela (que indudablemente es ella) sino que está infinitamente más fea porque tiene la nariz chiquitísima, con el efecto de que sólo se le ven los agujeros y parece que tiene mucha distancia entre la nariz y el labio de arriba, como si tuviera…el hocico del mono Amedio.

    Maggie, la compañera enamorada de Jun Woo, (que en el alfabeto maggiesiense sería Yunú) le hace la faena del teléfono, para que no se encuentren, y lo de poner la reunión en el día del cumpleaños del chico para que lo pase con ella y no con su esposa (aunque es curioso que le sigan dando tanta importancia a las fiestecitas de cumpleaños una vez pasada la infancia) pero las llamadas constantes, la visita al hotel y la bronca en el cuarto de baño con la directora del infierno lo hace ella solita. Y encima, cuando Yunú le dice, con todo el cariño del mundo, que no se puede quedar en el hotel porque la visita no procece, se va pero ¿a que no adivináis como?…¡pues llorando! Y por tanto el marido tiene que salir a consolarla. Y si le dice que no va a volver pronto a casa, llora, y el marido tiene que salir pronto para consolarla, y si le dice que no pueden comer juntos, llora, y el marido tiene que ir a recogerla para consolarla. ¿Pero no quedamos en que había hecho una promesa cuando vivía en Vietnam y todo el mundo la maltrataba de que no iba a llorar más?

    Reconócelo Maggie :-))) aunque la relación de los dos sea monísima y sea enternecedor cómo le quiere y le mira mientras duerme, aunque ellos hablen mucho y se lo cuenten todo, Yinyu es una plasta y estar casado con ella es como estar casado con una criatura (en su disculpa, diré que en cierto modo es una criatura, porque tiene 20 años). Entiendo que haya hombres a los que les gusten las mujeres así (afortunadamente no a todos), pero a mí no. Y quitando el personaje, que tiene un pase, es que la chica lo hace fatal.

  14. yoogal dice:

    Perdón que me meta, pero a mi todas las jotas me suenan a “ch”, así que no sería “Chunú”? Pero si vosotras que visteis el drama y escuchasteis el nombre os sonó Yunú me echais a bajo mi teoría jeje Aunque si me paro a pensar y pronunciar suenan casi igual.

    Maria Luisa, yo también vi a la chica en el panadero e Iljimae y se ve algo distinta a la de la foto.

    Elena, a ti que te gusta ver online Padam Padam está en youtube en el canal de letiglas1025.

  15. 매기는 정말Maggie Chongmal dice:

    Bueno…a ver, ¿Después de irse la lagarta a Niuyol…como el caimán a Barranquilla…no te parece que los lagrimones ya no rodaron más y era otro el que se quedaba en la parada del bus esperando el retorno de la mujer? 😉

    Ahora voy a cargar la memoria externa y vuelvo a ver como pronuncian el nombre, en como ella le dice no puedo verlo porque jamás de los jamases lo bajó de agassi y los papás lo llaman atel y las hermanas oppa, la lagarta lo llama sunbae…en fin que entre más pienso más difícil se va a hacer encontrar la pronunciación de su nombre =0)

  16. MartaH dice:

    Pues a lo mejor es Chunú, es que yo no tengo el oído tan fino como vosotras, pero como en el caso de la chica, que escriben Jin Joo, se oye perfectamente Yinyu, he asumido que el nombre del chico Jun Woo, se oye, Yunú, porque la W sí que no la pronuncian de ninguna manera (¿para qué la pondrán?).

  17. María Luisa dice:

    Pues sobre los parecidos de los dramas y las novelas latinas, Monse ya me había comentado que hay un drama que se parece a la de Primera Dama y luego de ver la promo de Pobres Rico, pues sí que nos pareció similar a Smile You. Lo mismo nos paso con Niños ricos, pobres padres de Telemundo, porque en papel se parecía a Boys Befor Flowers, porque en la realización, nada que ver con la coreana, la de cosas absurdas y horribles que pasaban en la novela de Telemundo. Estoy de acuerdo con Maggie en que ya no hay nada por inventar y con Yoo, en que lo importante es la manera de contar las historias, y por el momento, los coreanos son los mejores para eso.

    Marta, me has vuelta a matar de la risa con eso del mono Amedio y Lee Young Ah, pobre, porque así en la foto, el look no la favorecio.

    Saludos.

  18. 매기는 정말Maggie Chongmal dice:

    Ok. Inciso. Noticia. Ya empezaron a grabar Big, con el muy ponderado y generador de babas mundial otrora llamado Gong Yoo. Parece que tiene a todo el plantel de grabación carcajeandose por el suelo con su personificación de un chavalín de 17 años. No sé o no me acuerdo si las Hong también hicieron Secret Garden pero si fueron ellas, en este nuevo proyecto están explorando más en profundidad aquello del intercambio de cuerpos; entonces el muchachito de 17 (¡qué belleza de muchachito! y que pervertida me hace sentir) empieza a comportarse como una persona seria y meticulosa que pasa de hacerle la vida a cuadritos a su profesora a “cachetear la banqueta/arrastrar el ala” por ella. Mientras su novio perfecto (el de la profe) empieza a comportarse como un follonero al uso persiguiendo a una renacuaja de 17…en fin, que pinta diver, aunque las Hong no son santo de mi devoción.

  19. yoogal dice:

    Secret Garden no era de las Hong sino de la de Lovers y City Hall. El drama pinta a locura para matarnos de la risa como viene siendo habitual en ellas. Vamos a ver que tal les sale. Ahora Gongyi con bata blanca está de muerte y el niño de 17 o 18 una monada (yo también voy pa asaltacunas)

    También he visto que ya están saliendo stills y posters para Dr.Jin y I do, I do ( moníisimos los chicos con sus zapatitos de tacón jeje) A ver si pronto tenemos promos y Marta nos añade alguna, que decía que quería ir poniendo cositas de noticias en la página 😉

  20. MartaH dice:

    Acabo de ver a Gong Yoo y me he quedado muda. Este chico me gusta con o sin bata…¡snif! Me encaaaanta.

    Lo de buscar materiales extra lo retrasaremos hasta que renovemos la página. Ya os avisaré cuando nos pongamos a ello.

  21. María Luisa dice:

    Pues me ganaron, según yo, les traía la exclusiva de las fotos de Big y resulta que ustedes ya han hablado de ella. Las novelas de las Hong no son de mis preferidas, pero logran divertirme bastante, esta no creo que sea la excepción, además que ya extrañabamos a Gong Yoo y la chica Lee Min Jung me cae muy bien. Hace bastante rato los dos fueron la imagen de una marca de ropa y para mi hicieron buena mancuerna, se veían bien juntos, así que verlos protagonizando un drama, pues me llama mucho la atención. Lo único que no me gusta es el pelo que le han puesto, el estilo no me gusta, pero en fin.

  22. Elena@Doramaniaca en busca de un programa que no me provoque un ataque de nervios !!!! dice:

    El que a mi me a dejado sin aire es Song Seung Hun pero que bien le queda la bata de medico ,me a tener pegada viendola a Dr Jin sin duda entre el y Jae la cosa va estar dura para elegir.
    Gracias Yoogal por el link la verdad a mi verlas online no es que e haga mucha gracia lo haga solo con las de emision cuando no queda mas remedio.

  23. María Luisa dice:

    Elena, todavía no he visto a Song Seung Hun, pero seguro que de estar de muerte lenta, me muero por volverlo a ver y sobre todo como médico, con semejante doctor quien no se enferma =)

  24. 매기는 정말Maggie Chongmal dice:

    Pues si Song Seung Hun les produce exceso de babas, no se que les va a pasar cuando vean las fotos promocionales de los talluditos F4 que van en Gentleman’s dignity…y no se porqué los catalogo de “talluditos” si me pongo a pensar que con ellos no voy de pervertida asaltacunas y son los únicos que no me pueden llamar ayuma- eso si, ni harta de gaseosa los llamaré oppas que ese término aegiado me da urticaria. =0)

  25. María Luisa dice:

    Maggie me has matado con eso de los talluditos F4, ya vi los promocionales, a mi me gusta Jang Dong Gun y estoy feliz de que con èl no soy asaltacunas, tiene más de 40 pero los tiene bien puestos. Por cierto que por allí leí que les dicen los F44 🙂

  26. yoogal dice:

    Pues ya está Song Seung Hun con bata y sin bata. Y JaeJoong vestido de guardia. O sea, vayan preparando los baberos (yo ya tengo el mío), además que el drama tiene buena pinta lo que no sé yo es quien va ganar si P-Kun o Jang Dong Gun porque compiten mismo día misma hora

    Mientras seguiré con las batas porque hasta ahora Brain está muy buena.

    Annyong

  27. MartaH dice:

    La ventaja que tiene es que, venza quien venza…no tenemos que elegir y las podemos ver las dos.

    Espero que ésta no acabe como la japonesa en la que se basa.

  28. yoogal dice:

    No he visto la japonesa ni sé como acaba así que me acabas de dejar ¿¿?? con lo que has dicho. ¿Viste la japonesa o te leíste el manga?

  29. MartaH dice:

    Empecé a ver la japonesa porque me la recomendó Maggie. En Japón hay dos temporada. Vi el primer capítulo, que me encantó y, muy en mi estilo, me fui a ver el final de la segunda temporada y no me gustó como termina. No es que acabe mal, pero tampoco bien, y no me gustó. Creo que en manga hay muchas más historias, así que a lo mejor pueden elegir otro final.

  30. yoogal dice:

    jeje Marta, ¿eres de las que empieza un libro por el final, no? Bueno, con eso de que no acaba ni mal ni bien me tranquiliza en algo, creo que ya estoy un poco acostumbrada. El final entonces me lo tendré que imaginar yo como otras veces. Mientras babearé a gusto y disfrutaré de Lee Bum Soo que aunque no es guapo me gusta como actúa y si no siempre estará el drama del caballero o el de Gong Yoo o el de Sun Ah que también empiezan pronto.

    Por cierto, que si termina como la japonesa entonces tampoco verás ésta?! :-O

  31. Elena dice:

    La otra que viene no podremos quejar tanto por ver nos faltan horas del dia.

  32. 매기는 정말Maggie Chongmal dice:

    Ah si, Jin fue muy divertida, pero aquí con el chaval de Protect the boss y el prota están haciendo acopio de “caldo de ojo” ¡Anda Yoo! no sabía que también iba el medico de Bongdalí.

    Muy buena promo de los F44 esa es otra que no me voy a perder.
    Tengo que ir por otra memoria externa que la actual ya está que se revienta.

  33. MartaH dice:

    Sí hija, tengo esa mala costumbre. Incluso en las novelas latinas, que todas acaban bien, miraba el final. Ya no te digo en las asiáticas, que te puedes llevar cada sorpresa…y eso sí que no, para finales tristes, veo el telediario.

    En esta esperaré, porque en la japonesa, aunque sólo había visto dos capítulos al principio, cuando vi el final, que no es un final abierto, o sea, sabes perfectamente lo que pasa, y aunque no era un final trágico, me quede tristona un rato…y decidí no seguir viéndola.

    A lo mejor en este caso me coge de mejor humor y la veo, pero es que estos asiáticos tienen una manía de que todo acabe mal. Estoy terminando Padam y me estoy enfadando por momentos. No veo la necesidad de que le hagan todas esas perradas a Kang Chil y que el final sea tan, digamos tibio, como un premio de consolación.

    Elena, gracias por el vídeo. Tiene una pinta estupenda

  34. yoogal dice:

    Lo que no te gustan son los finales tristes. Yo tampoco es que sea muy partidaria pero cada vez los voy aceptando más, siempre y cuando me cuadren. Por ejemplo, para mi el peor final que vi fue el de War of Money, y aunque lo vi hace ya mucho tiempo todavía tengo un enfando y una rabia tremenda que ganas no me faltan aún de matar al guionista!

    Bueno, pues ya salió el segundo teaser del F44. Dudo que ésta termine mal, es más comedia romántica. Aunque nunca se sabe jeje Al ser la guionista de City Hall, Secret Garden confío bastante más y si no tenemos a su marido para que le amenace con el divorcio si no pone un final feliz jeje

    A ver cuanto se tardan los de la MBC en sacar el siguiente del Dr. Jin porque estos coreanos compiten en todo.

  35. 매기는 정말Maggie Chongmal dice:

    Si el tema está en que Dr Jin está más crudo que sushi fresco, lo que pasa es que según se rumora a Song Seung Hun de repente se le metió un “hormiguero entre los calzoncillos” y no se aguanta que Faith le haya agarrado la delantera. Creo que los puso a todos en producción a”revoliar en cuadro” porque a decir verdad Dr. Jin iba por los mismos derroteros de Poseidon.

    ¿Quién es el marido de la guionista de F44?

  36. yoogal dice:

    El marido de la guionista pues es el marido de la guionista jeje no sé, no creo que sea alguien famoso. El caso es que cuando emitían Secret Garden en los medios salió que le twitteaba diciéndole que como mate a Hyun Bin o termine mal la historia le pedía el divorcio.

    Hablando de Faith, más caldo de ojo porque Sung Hoon (Ah Da Mo) también estará en el cast. Y bueno, P-Kun tiene mucha influencia en el medio, ya la armó buena en East of Eden porque se negó a que su coprota fuera Lee Da Hae.

  37. 매기는 정말Maggie Chongmal dice:

    ¡Anda! ¿Qué bicho le habrá picado para negarse a trabajar con determinada actriz…le habrá dado calabazas? ¿Tu viste East of Eden? Es Para ver si la descargo.

    Tengo ganas de ver a Damo de nuevo jeje. Aunque no sé que tal le queden los faldones y gorros si le toca estar en la época Goryeo. El que se ve todo lindo es el ¿ex-compañero? cantante del prota de rooftoprince… al primo de protect the boss

  38. yoogal dice:

    No, no la he visto. Con ésta hice como Marta, me spoileé el final y me dije “no, gracias. Más de 50 capitulos para que termine así, va a ser que no!! 😉 Pero bueno, igual un día me animo.

    Lo que pasó o lo que se dijo en aquel entonces o yo entendí fue que él quería que su pareja en el drama fuera la otra chica con lo cual los guionistas fueron recortando cada vez más el papel de Lee Da Hae, a ella no le gustó y se largó. Se rumoreaba que es que él estaba saliendo con la otra en la vida real. Rumores, rumores que casi nunca nos confirman.

    A Marta que le gusta Kim Sung Soo, vi que él está protagonizando ahora un drama que se llama Suspicious Family. No sé si lo tienes en tu radar.

  39. 매기는 정말Maggie Chongmal dice:

    Ah…comprendo. ¿Será que es así de despóticamente mimado? Es que suelo leer cosas que más parecen escritas con mucho rintintín…y por ahora es del único.

  40. 매기는 정말Maggie Chongmal dice:

    Él mismo acaba de postear en twitter fotos suyas tomando Makgulli, ese vino de arroz, en un poblado de esos tradicionales y vestido de negro, con lo cual ya están grabando las escenas del viaje en el tiempo.

    De viajeros en el tiempo, y por mucho que me guste la historia de rooftoprince, la pareja de Queen Inhyun’s man de verdad que se llevan la palma, son enternecedores.

Speak Your Mind